Búsqueda personalizada

 

 

ÍNDICE
Inicio
Concepto
Conferencia de Berlín
Cronología
Continentes Colonizados
África
Asia
Causas del imperialismo
Políticas
Ideológicas
Económicas
Científicas
Demográficas
Imperios Coloniales
Imperio Colonial Ingles
Imperio Colonial Francés
Otros Imperios Europeos
Imperios no Europeos  
Consecuencias
Consecuencias
Formas de Dominio
Tipos de colonias
Conflictos Internacionales
Incidente de Fachoda
Guerra del Opio
Rebelión de los Bóxer
Guerra de los Boers
Rebelión de los Cipayos
Mapa Históricos
Colonización de África
Colonización de Asia
Imperios coloniales
 

Imperios Coloniales no europeos

Estados Unidos

Doctrina MonroeEl término de la Guerra de Secesión posibilitó a Estados Unidos emprender una activa política imperialista. En 1867 los norteamericanos compraron Alaska a Rusia y en 1898, con motivo de una nueva revuelta de los cubanos contra España, los Estados Unidos declararon la guerra a los hispanos. Tal conflicto acabó en el Tratado de París, en el que España reconoció la independencia de Cuba y cedió Puerto Rico Y Filipinas al país del norte.

En el mar Caribe, Estados Unidos ocupó las Grandes Antillas Y posteriormente compró una faja de terreno a Panamá, país al que ayudó a lograr su independencia. También afirmó su protectorado sobre Cuba Y Haití Y controló económicamente los Estados de la América Central.

Imperialismo Japonés

El aumento de la población japonesa Y las necesidades de industrialización, pueden considerarse como los factores que obligaron ron al gobierno impenrial japonés a expandir sus dominios. En efecto, la población japonesa había crecido de 27.000.000 de habitantes en 1846 a 33.000.000, en 1872, Y tal aumento indujo al gobierno japonés a incorporar las islas próximas a la región nipona. Así, fueron anexadas las Kuriles, las Bonin, las Riu-Kiu  y las Vulcano. Sin embargo, estas islas no satisfacían las necesidades japonesas y se pensó en incorporar las islas de Sajalín, Formosa y la península de Corea, pero tal ímpetu expansionista chocó con los intereses chinos dando paso a una guerra, de la que Japón se benefició con los territorios de Formosa (Taiwán) y Corea.

El triunfo nipón significó que Rusia aumentara sus presiones sobre los territorios del Imperio Japonés tales presiones desencadenaron una guerra, de la que nuevamente el Japón salió victorioso y logró soberanía sobre los territorios de Port Arthur, que ya los chinos le habían cedido, y la mitad meridional de la Isla de Sajalín. Por otra parte, se reconoció el protectorado japonés sobre Corea y la concesión del ferrocarril de la Manchuria occidental. Estos logros garantizaron la influencia del Japón en la zona y posibilitaron el desarrollo de su futuro imperialismo en el Océano Pacífico.

 

 

Minisitios Medíateca

Minisitios Medíateca

Minisitios Medíateca

Minisitios Medíateca

Minisitios Medíateca

Minisitios Medíateca

Minisitios Medíateca

Minisitios Medíateca

Minisitios Medíateca